schaer, 13. noviembre 2017 Desarrollar

¿Qué relación tienen la celiaquía y la osteoporosis?

Llevar una dieta gluten free nada más ser diagnosticado de celiaquía es vital. Así podremos evitar futuros problemas de salud, no solo digestivos. No seguir esta dieta puede afectar nuestros huesos de diferentes maneras. ¡Atento!

Enfermedades de los huesos y celiaquía

La osteopenia (disminución de la densidad mineral ósea) y la osteoporosis (disminución de la masa ósea) son enfermedades que se pueden ver favorecidas por el abandono de la dieta sin gluten en personas celíacas. Y como consecuencia de ellas, también puede haber un mayor riesgo de fracturas en los huesos tanto en niños como en adultos.

También hay evidencias de que abandonar la dieta sin gluten en niños diagnosticados con celiaquía puede tener consecuencias. Aunque presenten una aparente tolerancia del gluten y permanezcan asintomáticos, puede no ser así. En realidad, el intestino puede estar dañándose y no absorber el calcio correctamente. Si es así, cuando lleguen a la edad adulta podrían desarrollar distintas patologías. Por ejemplo, osteoporosis, alteración en la mineralización ósea e incluso retrasos en el crecimiento.

Otra enfermedad asociada es el hipoparatiroidismo secundario. La suplementación con vitamina D y calcio y eliminar la ingesta de gluten mejora la evolución de esta patología, tanto en niños como en adultos. Los cálculos renales de oxalato o la osteomalacia (ablandamiento de los huesos) también se asocian a los bajos niveles de calcio.

 

La densidad ósea puede mejorar notablemente una vez se inicia la dieta sin gluten. ¡Cuida lo que comes!

 

Saber más sobre el autor